domingo

¿Alguna vez lo han pensado?


Uno de los sectores públicos que más dinero se lleva de nuestros impuestos es la educación. Prácticamente en todos los países es así. Sin embargo y pese a la importancia que le damos, no está en el ojo del huracán del debate. Y no me refiero a los políticos que usan datos maniqueamente con fines partidistas. Tampoco a los medios de comunicación que sólo se interesan cuando hay violencia o cuando aparecen datos o rankings en los que salimos malparados. No, decididamente yo no escucho en la frutería o en la consulta del médico a padres debatiendo si sus impuestos están siendo bien o mal o usados en la educación de sus hijos. Más bien parece que todos asumimos que esto no tiene solución. Que casi el 30% de fracaso escolar se puede "tragar" como si tal cosa.
Urge saber qué queremos y a dónde pretendemos llegar. Y señalo varios culpables como artífices de esta falta de análisis riguroso. Primero, como ya he dicho, políticos y medios de comunicación. También los mismos profesores nos sentimos cómodos, estabulados, sin ganas de que nuestro trabajo sea puesto en entredicho, porque todos sabemos que la culpa de todo la tiene lo malo que es el alumnado o la poca implicación de las familias. Y es verdad, las familias deberían ser más partícipes de lo que pasa en las escuelas, porcentajes de menos del 20% como media en las elecciones a consejos escolares no dice nada positivo sobre ello.
Abramos un debate general, en el que todos nos interesemos por salvar al enfermo, o vamos a arrepentirnos más pronto que tarde.
La foto es de Emiliag (Flickr)

6 comentarios:

chimeneaverde dijo...

Creo que compartimos profesión, y yo la adoro, es lo mejor que podía haber elegido. Debates, los que quieras, pero lo dificil es que llegan a solucianr los problemas reales de la educación. saludos.

Miguelo dijo...

en mi universodad estan siempre con elecciones de una cosa y otra y yo nunca he votado...

Angie dijo...

la verdad es que debería tomarse muy en serio este tema. La educación es la base motora del futuro de un país.

Un beso, Satie! (cuando tengas un ratin, pasate por mi blog que necesito tu estimadísima colaboración para una cosilla,vale?)

Un besote pa ti tambien, Agata!

Alfonso dijo...

Los niños no votan, así que a la mayoría de los políticos les importa poco. Los padres piensan que la educación es cosa de las madres, y las madres piensan que es cosa del colegio. Y los profesores, algunos tienen ya su plaza, y no se van a partir la cabeza por algo que ya tienen seguro.
Eso es la mayoría. Y el resto, son los que piensan. Sólo hay que conseguir que ese resto se haga mucho.
¿Cómo? This is the question.

MARISA dijo...

el futuro.. de eso depende

rakel dijo...

Igual me equivoco, pero creo que gran parte del fracaso escolar radica en la familia. Se ha vuelto demasiado cómoda y pretende que la labor de la educación de sus hijos se lleve a cabo única y exclusivamente por parte de las escuelas y profesorado.