jueves

Perra vida


Desde aquí quiero decir que me gustaría ser tratada como un perro. Sí, como un perro.
Quiero que me acaricien y que la persona que lo haga se sienta feliz de hacerlo.
Que salir conmigo a pasear sea lo mejor del día.
Que se preocupen por cuidarme como si fuera de la familia.
Que volver a casa y encontrarme en ella sea lo que uno espere como algo mágico.
Entonces no tendré ninguna duda que llegado el momento decidan por mí y me pongan una inyección para poder morir dignamente.
Si soy humana habrá problemas.
Si soy perra, no habrá ninguno.
Tontería ¿no?

4 comentarios:

Alfonso dijo...

Ajú.. qué vida tan complicada esta de los humanos.
Bueno, sigo buscando las lentejas que no las encuentro :(

Agata dijo...

Próximamente en sus ordenadores LAS LENTEJAS MÁS BONITAS JAMÁS EMPLATADAS....JE.

Víctor dijo...

‎"Si los perros no van al cielo, cuando muera quiero ir a donde ellos van".

Will Rogers

Víctor dijo...

Y si... No quisiera irme en un ambiente artificial sabiendo que todo es inevitable, quisiera irme con la mano tomada de un ser querido, en paz.